¡Por no hablar con la verdad! Human Rights Watch critica expresidentes por defender a Álvaro Uribe

Fuertes críticas del director de Human Rights Watch para las Américas, José Miguel Vivanco, a la carta enviada por varios expresidentes latinoamericanos en apoyo de Álvaro Uribe Vélez.

Vivanco aseguró que dicha declaración está “plagada de errores“.

El jalón de orejas de la HRW a expresidentes en su mayoría con grandes escándalos de corrupción en sus países, no se habla con la verdad, denuncia Vivanco.

La carta de Vivanco fue dirigida a Óscar Arias (Costa Rica), José María Aznar (España), Nicolás Ardito Barletta (Panamá), Enrique Bolaños (Nicaragua), Felipe Calderón (México), Rafael Ángel Calderón (Costa Rica), Alfredo Cristiani (El Salvador), Vicente Fox (México), Lucio Gutiérrez (Ecuador), Osvaldo Hurtado (Ecuador), Luis Alberto Lacalle (Uruguay), Mauricio Macri (Argentina), Jamil Mahuad (Ecuador), Ricardo Martinelli (Panamá), Mireya Moscoso (Panamá), Gustavo Noboa Bejarano (Ecuador), Andrés Pastrana (Colombia), Ernesto Pérez Balladares (Panamá), Jorge Tuto Quiroga (Bolivia), Miguel Ángel Rodríguez (Costa Rica) y Juan Carlos Wasmosy (Paraguay).

Los errores

El director de HRW se refirió a cuatro errores en los que cayeron los exmandatarios y el propio presidente Duque.

Estos son:

Decir que la detención de Uribe fue por una “controversia política con otro senador” porque, resaltó Vivanco, la medida de aseguramiento fue por la investigación por los delitos de “soborno a testigo” y “fraude procesal”.

Asegurar que los miembros del partido Farc “celebraron” la detención de Uribe, ya que “los méritos de una resolución judicial no se determinan en base a quiénes la apoyan o la critican”.

Comparar los casos de ‘Jesús Santrich’ y Uribe, según Vivanco, no tiene “mayores fundamentos”, ya que los dos casos fueron investigados por autoridades diferentes.

También se refirió a la declaración de Duque y dijo que “una persona que tuvo el honor de presidir este país debe poder defenderse en libertad”, además agregó que cualquier colombiano, incluso un expresidente, puede ser detenido de manera preventiva.

Agosto 22 de 2020