Las víctimas fatales durante la noche de protestas en Bogotá y Soacha

Catorce fueron las víctimas fatales que dejó la noche de protestas contra la Policía Nacional, desatada por la muerte de Javier Ordóñez, en medio de hechos que involucran a miembros de la Policía y que, por la brutalidad de las evidencias en video, despertaron la ira e indignación de Bogotá.

Todos son jóvenes, por debajo de los 30 años. Diez son de Bogotá y tres de Soacha. Y muchos de ellos fueron impactados por proyectiles de armas de fuego en medio de la confusión, hubo quienes, incluso, no estaban participando en las manifestaciones.

Javier Ordoñez

Javier Ordoñez, murió víctima del maltrato policial en hechos que ocurrieron en el interior del CAI del barrio Villa Luz.

Jaider Alexánder Fonseca

El más joven fue Jaider Alexánder Fonseca, un menor de 17 años que, según su familia, trabajaba como domiciliario en un asadero. Falleció en la Clínica Cardio Infantil por un paro respiratorio luego de recibir cuatro impactos por arma de fuego en el barrio Verbenal, en la localidad de Usaquén. Dejó un bebé de siete meses huérfano.

Cuatro tiros por estar peleando por sus derechos y por los de todos los jóvenes. Estamos en un país en donde los derechos no se valoran. Por exigirlos nos acribillan”, manifestó Luz Mary Martínez, tía del menor.

Julieth Ramírez

Otra víctima fue Julieth Ramírez Meza, una adolescente de 18 años que falleció en medio de los desmanes del sector de Suba Gaitana. Estudiaba psicología e inglés y pasaba sus días estudiando y cuidando a su hermana.

Su padre, Harold Ramírez, denunció que fue víctima de una bala pérdida cuando se dirigía a su casa en compañía de una amiga. No saben quién disparó la bala: si la Policía o civiles. “Mi hija se desplomó, llegó acá muerta”, narró.

Fredy Alexander Mahecha

Fredy Alexander Mahecha, un guardia de seguridad de un centro comercial, también murió. Él tenía 20 años y recibió un disparo en el tórax. Falleció cuando estaba siendo trasladado al Hospital de Suba.

Germán Smith Puentes

Germán Smith Puentes, un domiciliario de 25 años, es otra de las víctimas. Quedó en medio de las protestas cuando trataba de llegar a casa. “¿Esa es la clase de protección que tenemos los bogotanos? ¿Qué más quieren? Fue a mi hijo al que me quitaron. Yo solo pido justicia por mi hijo, ¿quién me lo va a devolver?”, dijo Graciela Valero, madre del joven. Puentes iba en su bicicleta cuando una bala lo impactó en la cabeza, habitantes de Suba Rincón lo recogieron para llevarlo al hospital de la localidad. Murió sobre las nueve de la noche.

Cristian Camilo Hernández

Cristian Camilo Hernández Yara, de 26 años de edad, murió en el Hospital Cardioinfantil por un impacto de bala en la frente. Dejo dos hijas, una niña de 2 años y otra de 7.

Mi hijo me dijo, Papá voy a llevar este domicilio y ya vuelvo, yo le dije, no vaya a trabajar más y él me dijo que no, que no se demoraba. Luego, se encontró con unos policías en la esquina del CAI, ellos lo cogieron entre dos y lo arrastraron, vinieron aquí (junto al CAI) y le pegaron un tiro en toda la frente”, relató su padre.

Andrés Felipe Rodríguez, de 23 años, recibió un disparo en el tórax mientras estaba en una cancha de fútbol junto al CAI del Verbenal. Murió mientras era sometido a una intervención quirúrgica en el Hospital Simón Bolívar.

Angie Paola Baquero

Angie Paola Baquero, una joven de 19 años, también falleció. Baquero recibió un impacto de bala en el abdomen y no obstante ser atendida por el personal médico del Hospital de Engativá, la herida comprometió sus órganos vitales y murió.

Era una niña que salía adelante sola, a pulso… trabajando desde los 16 años. Buscando salir adelante, porque al papá y a mí no nos dio para darle estudio en la universidad”, cuenta su mamá, y agrega, “se me llevaron a mi reina, a mi tesoro lindo, a lo que más yo amaba. Me prometió muchas cosas, ella quería salir adelante“, expresó en medio de las lágrimas su madre.

Julián Mauricio González

Julián Mauricio González, de 27 años, también falleció no obstante el esfuerzo médico por salvarle la vida. Era ingeniero y trabajaba en una empresa de gas. Recibió un disparo en el abdomen y falleció en el Hospital de Kennedy.

Cristian Alberto Rodríguez Cano

Cristian Alberto Rodríguez Cano de 21 años, recibió un impacto de bala en la cabeza, murió en la Clinica Proinfo en Kennedy cuando iba a ser intervenido.

María del Carmen Viuvche

María del Carmen Viuvche, de 44 años, falleció atropellada por un bus hurtado en los actos vandálicos.

En Soacha hubo tres muertos según denuncias familiares de las víctimas

Cristian Andrés Hurtado Meneses

Sorpresa e indignación produjo la noticia del asesinato de Cristian Andrés Hurtado Meneses, un joven de 27 años residente en el megaproyecto de Ciudad Verde, quien perdió la vida durante las protestas contra los desmanes de la Policía en la noche del miércoles 9 de septiembre.

Hurtado Meneses fue baleado en Ciudad Verde y trasladado al Hospital Cardiovascular en San Mateo, donde falleció.

Cristian Andrés era un reconocido activista que por muchos años perteneció a un colectivo de jóvenes que luchaba por hacer reconocer sus derechos en el municipio.

Lorwuan Estiben Mendoza, un joven de 26 años, recibió un disparo en el pecho y fue llevado sobre las 10:50 p. m. del miércoles al Hospital Cardiovascular, en donde falleció sobre las 5:00 de la mañana del viernes.

Hay un tercer fallecido cuya identidad no ha sido revelada porque no cargaba documentos, recibió un impacto de bala en el pecho y falleció en el Hospital de Yanguas, ingresó la noche del miércoles..

Diciembre 13 de 2020